sábado, 9 de junio de 2012

VOLBEAT...Elvis Metal

El otro día en un blog amigo hablaban de la importancia que tiene el nombre de un grupo y la imagen de estos, y yo comentaba que más de una vez me he comprado discos simplemente viendo la portada y el nombre del grupo y es verdad que algunas veces te equivocas, otras te llevas buenas sorpresas, pero al final te quedas con un cd/lp que te mola su portada y es tuyo, y sabes que cuando tienes un disco original seguro que lo escuchas entero, analizas sus letras, comentarios, agradecimientos, a diferencia del mp3 que al final tienes un millón de discos que no llegas a escuchar muchas veces.

Pues hace un tiempo me paso un caso todavía más fuerte. Navegando por una web de camisetas de rock vi una de un grupo que se llamaba Volbeat que me molaba y no conocía de nada y decidí comprármela junto con otra de Social Distorion  (todos los años me compro mínimo 3 o 4 camisetas de rock, evitando el negro que nunca me moló y facilita que mi mujer no le importe tanto que las lleve).

Y un vez pagada y encargada dije, voy a ver quién son Volbeat, y sorpresa, banda de Dinamarca (sí, el país de D.A.D.) , provienen del death metal (uffff), su estilo mezcla el heavy metal con el punk, el rockabilly y el rock and roll (mezcla rara) , pues me he convertido desde entonces en un gran fan de la BANDA que son los creadores del “Elvis Metal”, con 4 discos en el mercado más un directo que han sacado hace poco en dvd .

Se nota que vienen del death metal por la caña que meten, pero sorprenden sus composiciones, su sonido punkrock, la mezcla con el rockabilly  y su directo casi perfecto. Los cuatro discos siguen la línea, pero sus dos últimos de estudio “Beyond Hell Above Heaven (2010)” y “Guitar Gangsters & Cadillac Blood (2008)”, son un pelotazo de principio a fin, Michael Poulsen es un auténtica rock star power con una actitud intachable, pasas del sonido trash de Metallica al punk de Social Distorsion (no me equivoqué con las camisetas), Elvis por medio, hardrock, country, melodías, medios tiempos….y el cambio se da de un tema a otro sin hacerse pesado.

“7 Shots”, “A Warrior’s Call” y el temazo “16 Dollars” con su contrabajo y un video que hacía tiempo que no veía.

 []






jueves, 7 de junio de 2012

SHOTGUN MESSIAH - VIOLENT NEW BREED


No sé porqué pero Shotgun Messiah SM (originalmente Kingpin) siempre ha sido una de esas bandas que se encuentra entre mis favoritas y elegidas, y no siempre es porque haya escuchado más sus discos, visto en más conciertos, que las recuerde a diario…no sé, es por algo innato que te atrae de estas bandas desde el principio y hace que cuando alguien que le gusta el hardrock te pregunta por qué bandas te gustan más, digas su nombre aunque lleves dos años sin escucharlos. Me pasa los mismo con Warrior Soul (por ellos es el nombre del blog), Love/Hate, Bulletboys, Faster Pussycat, D.A.D. y algunas otras.

Fue de las primeras bandas suecas que me enganchó (actualmente me gustan todas) ya que sus dos primeros discos salieron en pleno apogeo del hardrock a finales de los 80 y comienzo de los 90, incluso recuerdo que me compré su primer disco en casete en San Francisco y flipé cuando escuché “BopCity” y “Don't Care 'Bout Nothin” en el equipo de música, demoledores en la línea del primer disco de Faster Pussycat. Con su segundo disco “Second Coming” siguieron la línea pero un poco por debajo del primer disco aunque manteniendo ese sonido hardrock directo.
El cambio radical se produjo en su tercer y último disco “Violent new breed” y la banda con Harry K. Cody y Tim Skold que se quedaron como los únicos miembros originales de Shotgun Messiah. Y en el 93 todos sabemos lo que ocurría con el hardrock y los nuevos sonidos, a lo que Tim Skold (ex-KMFDM y mano derecha de Marilyn Manson durante mucho tiempo) no era ajeno y plasmó en este disco sus influencias industriales de la época dando lugar a un disco muy bueno pero alejado del hardrock con unos riffs duros, samplers, sonido industrial…todo en uno.

Yo cuando me lo compré en el 94 flipé, no sabía que el disco era de ese estilo, y la primera escucha te sorprende mucho ya que son temas pegadizos y muy cañeros con buenas letras, estribillos y buena producción aunque mejorable.
El comienzo con “I’m a gun” ya nos va dando pistas y hay temazos como “Enemy in me” y uno que a mí me gusta especialmente que es “Jihad”.
Recomiendo el disco ya aunque tiene un sonido industrial se nota que detrás está un pedazo de banda de hardrock.